miércoles, 4 de marzo de 2015

03/03/2015. Estamos de paso prenupcial

Hacía mucho que no amanecía en Villafáfila así que hoy madrugué para recibir allí a los primeros rayos de sol de una estupenda jornada, con olor a primavera por los cuatro costados. Si no hubiera sido por el cansino noroeste que se levantó a media mañana, habría sido casi perfecto. Bueno y el agua, ¡nos quedamos sin agua! Mientras en otros puntos de la península están con el agua al cuello aquí empezamos a echarla mucho de menos. Las lagunas de Barillos, La Rosa y La Fuente están completamente secas. La zona de La Parva apenas cuenta con unos cuantos charcos. El Roal está en las últimas. La Salina Grande conserva su dignidad pero como no llueva en los próximos 15 días la situación será muy preocupante. La laguna de San Pedro no tiene mal nivel pero no aguantará mucho así. A la laguna de Las Salinas no me he acercado pero debe tener agua cuando la Salina Grande sí tiene (es la que la nutre).
En cuanto a las aves estamos ante un paso prenupcial ya puro y duro. No son movimientos temporales ni nada por el estilo, los pájaros migratorios vuelven al norte.
Hoy he anotado 10 especies de limícolas, alguno de ellos son los primeros que veo este año y, otros, con buenos números ya. Ha quedado así (totales):
Chorlitejo grande: 1 ej. (mi primera observación del año).
Chorlitejo chico: 2 ejs. (primeros del año ya que son diferentes al ejemplar invernante que tenemos).
Avefría europea: varias parejas repartidas en las zonas de cría, algunas haciendo su espectacular parada nupcial.
Aguja colinegra: 53 ejs.
Combatiente: 17 ejs.
Zarapito real: 11 ejs.
Avoceta común: 109 ejs.
Chorlito dorado europeo: 3 ejs.
Andarríos grande: 1 ej.
Agachadiza común: 3 ejs. (los que veo "al salto" pero buscando hay muchas más).
Imágenes de los primeros chorlitejos chicos del año en Villafáfila.


La línea de avocetas, uno de los limícolas protagonistas del mes de marzo aquí.

Agujas colinegras y combatientes entre cucharas y cercetas comunes.

Precisamente el cuchara es otro de los protas de este mes en que, sin duda, es la anátida más numerosa. Hoy no los conté (necesitaría un Xabi Prieto para hacerlo porque yo me aburro si no son limis o algo más concreto) pero es probable que rondaran los 1000 ejs. En esta foto, que solo es un ínfimo ejemplo de lo que había, salen 86 ejs.

Una anátida que sí controlo y cuento es, como sabéis los que me seguís, el tarro blanco. Hoy han bajado mucho su número ya que el total ha sido de 131 ejs., eso son 60 ejs. menos que hace solo 6 días.
Esta es la pareja establecida en la laguna de San Pedro, en Villarrín de Campos.

Ya solo quedan algunas parejas o grupitos de gansos aislados. Hace unos días un amigo me preguntaba si el ánsar común criaba en la Reserva. Así es, hay parejas que se quedan a criar aquí pero en muy bajo número. La de la foto, seguramente, sea una de ellas.

Pero no solo los "pájaros grandes" han sido los protagonistas de hoy. Había movimiento importante de paseriformes destacando uno sobre todos, la tarabilla común. No recuerdo un día, en mis 20 años visitando el lugar, con un paso tan tremendo de esta especie. Yo no soy dado a hacer IKAs ni cosas así pero hubiera estado muy bien tener esos datos para comparar. No exagero si digo que habré visto entre 40-50 ejs. en toda la mañana, sin salirme del complejo lagunar principal. Algunos de ellos claramente se movían en grupos de 4/5 ejs.
Dejo imágenes de algunas tarabillas. Todos son pájaros diferentes salvo el de las dos primeras fotos.





Pero, para mi, la mejor observación de toda la mañana me la ofreció un reyezuelo listado. Esta especie ya la he visto más veces en la Reserva, siempre asociada a los pinos de repoblación que tenemos por aquí o a los ornamentales de la Casa del Parque, durante los inviernos. Pero nunca antes me lo había encontrado en migración pura y dura. Y ahí lo tenía, un ave muy forestal, moviéndose por la vegetación de una cuneta como si fuera un buitrón. Primero lo localicé en los 4 tarajes aislados que hay junto al observatorio de Otero de Sariegos pero, después, se perdió volando entre la vegetación de la cuneta. Por dos veces tuve la oportunidad de observarlo pero no fui capaz de hacerle una foto a tan inquieto pajarillo. Un punto verlo entre las herbáceas, fuera de la copa de los árboles donde los observamos habitualmente.
Igual que al reyezuelo vi a una curruca rabilarga, mucho más habitual de ver en este hábitat terracampino durante los pasos. También anoté mi primer pechiazul del paso prenupcial, entre los juncos del regato del Tío Hachero, junto a Villafáfila.
El paso de bisbita alpino era especialmente notable y el de su primo, el bisbita común, también.
Todavía quedan dos lavanderas blancas de la subespecie yarrellii en los lavajos de Villafáfila.

Y unas fotos para acabar.
Este estornino negro (una de las especies más codiciadas por los birders europeos que visitan esta zona) parece que ha encontrado a su pareja en este inicio de la primavera natural.

¡El mochuelo de rigor! Y este sí que es el auténtico Fonsito, emblema de este blog... Hacía mucho que no venía a verlo.

A media mañana me encontré con un fotógrafo suizo. Me preguntó donde podía ver avutardas y, amablemente, le indiqué los mejores lugares que conozco en la Reserva (carretera a Tapioles, carretera a Revellinos, etc...). Claro que, de aquellas, no me dijo que quería hacer fotos solo me dijo que quería "observar avutardas tranquilamente". Pues bien, una hora después me lo encuentro de esta guisa, circulando por donde no debe. A la derecha de esta foto hay un precioso cartel que pone: "Límite de zona de observación de aves". El lugar donde está el coche es una cuenca lagunar que, ahora mismo, está seca pero eso no da derecho a rebasar los límites de manera injustificada porque, le guste a un colectivo como el de fotógrafos de naturaleza o no, entrar ahí a fotografiar avutardas no está justificado.
Es un debate eterno en el que yo estoy posicionado desde hace tiempo y, creo, la mayoría de fotógrafos, según mi experiencia, también. Lo que les importa es la foto, nada más. El resto (molestias, bienestar del ave, utilizar cebos, utilizar reclamos en época de reproducción, etc.) les da exactamente igual. 
En el momento de hacer la foto yo me encuentro, con otro pajarero que había en el lugar, respetando los límites de observación. Pero el suizo (país desarrollado dicen y donde está parte del dinero español) no tuvo bastante, tuvo que ir a acercarse hasta que, por supuesto, levantó al pequeño grupo de avutardas que allí descansaba.
No había justificación, no hacía falta hacer eso... Hay especies que no tienen problemas aunque las levantes 20 veces, que no hace falta entrar donde no se debe, que toleran la presencia humana o incluso viven en lugares humanizados, que las puedes hasta cebar si quieres... Pero la avutarda no, aunque muy grande, es un pájaro extremadamente delicado.

sábado, 28 de febrero de 2015

27/02/2015. Siguen los bisbitas de Richard

Sin duda son las estrellas del momento en la provincia de Zamora y, muy probablemente, en toda la región de Castilla y León. Los dos bisbitas de Richard que están invernando en la R.N. de las Lagunas de Villafáfila son un regalo que debemos aprovechar a disfrutar y de los que debemos aprender todo lo posible sobre su biología y fenología en el lugar para, en el futuro, poder controlarlos tanto aquí como dar con la especie en otros lugares.
Por todo esto, eran el objetivo principal de una nueva visita a la Reserva en horario de tarde y acompañado nuevamente por Manuel Rodríguez.
Conseguimos dar con ellos al poco de llegar al lugar y, en esta ocasión a diferencia del último día, la observación fue mejor, tanto por la distancia como por la luz, sobre todo, porque uno de ellos se mantuvo expuesto durante unos minutos, lo justo para poder tomar unas fotos mejores que las que existen de ellos hasta ahora. 
Se muestran muy esquivos y levantan desde muy lejos pero son fácilmente detectables por su potente reclamo desde, incluso, varias decenas de metros. Siempre se mueven juntos, salvo contadas ocasiones, y buscan siempre el borde de la vegetación que apenas levanta un palmo, nada más posarse en el suelo. 
Unas fotos de hoy de uno de los ejemplares.



La segunda observación de interés de la jornada fue fenológica. Aunque ya la habían visto por la mañana, al parecer, esta es la primera cigüeñuela del año en la provincia de Zamora, de la que tengamos constancia. En breve serán muchas más. Esta había aterrizado en las charcas de la Casa del Parque.

Dato interesantísimo también el que nos han dado los tarros blancos hoy. El pasado 24 de febrero, Marc Gálvez y José Guerra, contaron 191 ejs. en la Salina Grande, constituyendo así la cifra máxima que jamás se haya registrado en este enclave (con los datos que manejamos). Hoy, Manu y yo, hemos contado 189 ejs. en el mismo lugar pero a los que hay que sumarles 2 ejs. que vimos también en la laguna de San Pedro, en Villarrín de Campos, haciendo un total de 191 ejs., como mínimo, para la Reserva e igualando el récord de Marc y José. Ellos mismos me comentaron en su día que era más que probable que rebasaran los 200 ejs. pero que habían sido conservadores.
Increíble lo de esta especie que, año tras año, va a más.
Foto de la pareja que había en la laguna de San Pedro, macho a la izquierda y hembra a la derecha.

Otros datos relevantes de la jornada fueron: gaviota sombría (43 ejs.), gaviota reidora (50 ejs. aprox.), combatiente (81 ejs.), agachadiza común, andarríos grande (1 ej.), chorlitejo chico (1 ej., el invernante), zarapito real (10 ejs.), correlimos común (30 ejs. aprox.) y avoceta común (sin contar pero aumentando el número de días pasados).
Otras dos especies que han comenzado el paso prenupcial y que han aumentado sus efectivos han sido los porrones, de las dos especies. Sobre todo los moñudos que eran más numerosos hoy.


La tarde se completó con buenas observaciones de búhos campestres, bisbitas alpinos, silbón europeo (de los que aún quedan unos 100 ejs.), etc...
El mochuelo de rigor...

Y Manu dándolo todo a última hora de la tarde, controlando el dormidero de gaviotas que se forma aquí durante los pasos.

Y yo abobado con el atardecer tan magnífico que teníamos....


martes, 17 de febrero de 2015

16/02/2015. Bisbitas de Richard en Villafáfila

El pasado 25 de enero, Manuel Carregal, Graciela Fernández, Cristian Osorio, Sandra Villarquide y Luis Fernández, descubrieron 1 bisbita de Richard en unas praderías destinadas al pasto de ganado ovino junto al pueblo de Villafáfila. Unos días después, el 31 de enero, Cristian localizaba 2 ejs. en el mismo sitio. Desde entonces el propio Cristian los ha controlado cada semana.
Por mi parte no pude intentarlo hasta el pasado día 08 de febrero en un día desapacible que, aunque seguro que influyó a que no las viera, no fue excusa para fallar. Simplemente decidí no entrar en el campo ya que está vallado, sin informarme antes de si podía hacerlo o no (los descubridores lo vieron fuera, en un campo contiguo). Obtenida la respuesta, positiva, de que se puede acceder, hoy decidí volver a intentarlo, acompañado de Manuel Rodríguez.
Esta vez sí que entramos al prado y, aunque nos costó un poco, dimos con un ejemplar que conseguimos levantar al salto un par de veces. Los que conozcáis las especie sabéis de lo que hablo. Al segundo vuelo se nos posó a la vista unos instantes en los que pudimos tomar unas imágenes en la distancia, antes de que se ocultara entre la vegetación rala. 
Dos fotos hechas por Manu.


Ya de hace tiempo hemos tenido la sospecha de que Anthus richardi podría aparecer en invierno en la Reserva Natural. Hay una cita de hace pocos años, una observación muy fugaz. Pero la presencia de estos dos ejemplares durante algo más de tres semanas ya, nos ayuda a apoyar la teoría de una pequeña invernada. Pero ¿por qué no los hemos detectado antes? ¿es algo anecdótico o de verdad hay una invernada leve en el lugar? ¿podría haber más ejemplares en hábitats parecidos (praderas como estas hay muchas en Tierra de Campos)? Creo que tenemos una tarea pendiente cada invierno a partir de ahora. De hecho existen varias citas de "bisbitas campestres" en invierno en Castilla y León que, personalmente, siempre he pensado que se tratarían de bisbitas de Richard.
Por último, recordar que el Bisbita de Richard ha sido rareza en España hasta hace muy pocos años. Sin duda el conocer mejor a la especie, el aumento de nivel de los pajareros españoles y otros pequeños detalles, han ayudado a sacarla de la lista del CR/SEOBirdlife.
Pero esta no ha sido la única cita de interés de la jornada ya que, en el último punto, tendríamos un par de alegrías. La primera el encontrarnos con la familia Sandoval Torres, comandada por Ana y Pedro pero cuyo máximo exponente en el mundo del birding español es el afamado Toñete. Solo un gallego podría andar en botas "catiuskas" por Villafáfila en un día sin lluvia. Pero lo bueno, siendo estrictamente pajareros, es que acababa de localizar una gaviota cana asociada a un grupo de reidoras. La localizamos gracias a sus indicaciones y estuvimos viéndola hasta que nos quedamos sin luz. A esa hora el viento ya se había puesto muy de norte y arreciaba con ganas. Con unas ganas que eran inversamente proporcionales a las que nos quedaron a Manu y a mi de seguir allí.
La tercera observación de interés de la tarde fue el ver a los dos primeros cernícalos primillas del año para la provincia de Zamora. Volaban sobre el casco urbano de Villafáfila.
Por lo demás, hay un aumento claro de algunas especies, lo que indica que comienza el paso prenupcial. El número de gansos ya solo ronda los 200 ejs. aproximadamente.
Entre las especies que han aumentado hay dos anátidas, cucharas y cercetas. 
En cuanto a los limícolas destacan los combatientes de los que hoy contamos 79 ejs. en total, en tres puntos distintos. En la imagen una hembra solitaria en unos lavajos junto al pueblo.

Sin contar vimos agachadizas comunes, avefrías y correlimos comunes. Y de lo que contamos quedó así: zarapito real (10), avoceta común (16) y aguja colinegra (5).
Agachadiza común.

No contamos las gaviotas reidoras pero debían rondar los 15 ejs. (seguro que Toñete sí lo hizo) y, al rato, aparecieron 6 sombrías.
Anotamos 5 búhos campestres distintos y vimos varias parejas de mochuelos ocupando ya sus respectivos mojones. Hace un tiempo le comenté a un amigo que el mochuelo tiene "4 ojos". Decía que era imposible así que dejo las imágenes que lo demuestran.
Aquí un par de ojos.

Y aquí el otro par... :-)

Esta preciosa hembra joven de esmerejón en la distancia fue una de las observaciones chulas también de esta tarde.

Una jornada ornitológica para recordar y que me proporcionó mi especie número 235 para la Reserva Natural de las Lagunas de Villafáfila. Ya van quedando menos...
En días previos apenas he tenido observaciones de interés. Quizá, por destacar algo, el día 15 volví a observar porrones moñudos en las graveras de Coreses, después de haber estado ausentes todo el invierno, seguramente, debido a los episodios de escopeteros que han rondado el lugar y donde NO SE PUEDE CAZAR. Fueron localizados el día antes por Alfredo Hernández y Emmanuel D'Hoore.

viernes, 13 de febrero de 2015

Gorrión chillón oscuro

El pasado día 07 de febrero, en campos de labor de la vega del Duero en Toro, me encontré a este gorrión chillón oscuro. Estaba asociado a un bando mixto de paseriformes que se alimentaban en el suelo, en una tierra arada hace poco. Este grupo estaba formado por pinzón vulgar, verdecillo, pardillo común, gorrión molinero, gorrión chillón, bisbita común y lavandera blanca.
Este ejemplar en concreto llamaba mucho la atención en cuanto se movía ya que se veía completamente negro. De hecho, de haber tenido su coloración normal, hubiera sido difícil localizarlo a la distancia que estaba ya que es una de las especies más mímeticas cuando se posan en el suelo entre los terrones de los campos de cultivo.
Solo pude tirarle 3 fotos antes de que volara y esta es la más decente que obtuve. Estaba lejos pero creo que se ve bien.

Nunca antes vi un caso similar y desconozco si alguno conocéis alguno más. Quizá podría ser un ejemplar que se hubiera ensuciado por algo pero, mi opinión, es que su plumaje es así "de serie". En todo caso, un ejemplar curioso y único.

martes, 10 de febrero de 2015

08/02/2015. Nuevo chorlitejo chico invernante

Nueva visita a Villafáfila en horario central (de 12:45 a 19:00 hrs.) en un día soleado pero muy frío, debido a un fuerte viento del NE (nordestada que dirían amigos del norte). El objetivo principal era comprobar la presencia de las estrellas de este triste invierno, los dos bisbitas de Richard y las tres barnaclas carinegras. Por desgracia, no di con ninguno de ellos. Desde luego, con los bisbitas no tenía muchas esperanzas ya que con un viento tan fuerte es difícil de que se muevan si no los pisas prácticamente. Al frecuentar una zona vallada y que hay que mirar desde fuera, esto era prácticamente imposible. En cambio con las barnaclas (que no se ven desde hace un par de semanas) sí que tenía esperanzas. El que no se hayan visto es probable que sea debido a que apenas ha ido gente por el lugar, causado por el largo episodio de climatología adversa que hemos vivido en casi todo el país. Pero no, tampoco he dado con ellas.
Aún así ha habido algunas observaciones de interés. Seguramente la mejor haya sido el descubrir la presencia de un nuevo ejemplar de chorlitejo chico invernando en la Reserva. Desde hace 3 inviernos, esta especie se ha hecho un habitante fijo, aunque escasísimo, en el lugar. Recordemos que el chorlitejo chico ha sido un ave estrictamente estival hasta el 2011. Recuerdo unos datos:
Invierno 2011-2012: mínimo de 3 ejs. en la Reserva, 2 en la Salina Grande y 1 en unos lavajos cerca del pueblo de Villafáfila.
Invierno 2013-2014: 1 ej. en unos lavajos junto al pueblo de Villafáfila.
Invierno 2014-2015: 1 ej. en el mismo sitio que el anterior (aunque no se ha detectado hasta primeros de febrero, es más que probable que haya pasado desapercibido hasta este momento).
En todos los casos han sido aves de primer invierno, es decir, nacidos en la primavera anterior, por lo que no pueden ser las mismas aves repitiendo año tras año.
Os dejo una foto del ejemplar de este año descubierto por Cristian Osorio, Maribel Martín y J.Alfredo Hernández unas horas antes de que llegara yo.

En este mismo lugar había un ánsar careto que vieron ellos, además de J.J. Ramos Encalado. Yo ya solo llegué cuando estaba levantando el bando para cambiar de posición y lo pude ver en vuelo y posándose junto a la carretera de San Agustín del Pozo.
Como corresponde al mes en el que entramos, comienza a apreciarse movimiento en ciertas especies. Por ejemplo, en dos de los limícolas más madrugadores en subir al norte. En la laguna de San Pedro (Villarrín de Campos) había tres preciosas agujas colinegras en plumaje nupcial, las primeras que veo esta temporada con este plumaje. Hemos tenido un pequeño grupo invernante que desapareció hace semanas. Estas son nuevas casi seguro. Además, el grupo de zarapitos reales ha aumentado, a 10 ejemplares.


También he anotado: avefría europea, correlimos común, correlimos menudo, combatiente y agachadiza común, pero sin números relevantes ni novedades.
Además, en la Salina Grande, había sedimentadas un grupo de gaviotas sombrías, de 23 ejs. Todas adultas menos un ej. de 1ºw/2ºcy.
También las anátidas empiezan a moverse. El número de cucharas es bastante mayor que en mi última visita y, como índice indicador de migración activa ya, un grupo de 35 ánades rabudos (el máximo invernante que he contado han sido 5 ejs.).
Febrero es el mes de regreso, por excelencia, de los gansos al norte por lo que tenemos que estar muy atentos no nos entren novedades.
Hoy pude repasar algunos bandos pero de manera muy incómoda. El mejor, con una preciosa luz de atardecer pero en unos altos al sur de la Salina Grande, lo que conllevó sufrir de lleno el envite del vendaval. Unos 1000 ejs.
Foto del grupo congregándose.

Aquí solo saqué en claro un collar nuevo para mí: LJT. Foto testimonial ya que estaba atpc. He consultado el historial de la Reserva y la primera vez que se vio aquí fue en el invierno 2005-2006.

Conté, como vengo haciendo regularmente, los tarros blancos que arrojaron una cifra de 138 ejs., número típico de la invernada de este año.
Pude disfrutar de la alta densidad de lavanderas blancas inglesas (sps. yarrellii), como este de la foto. No era el más bonito pero sí el que tuve más cerca.

Además me di cuenta de que no habia visto bisbitas alpinos en lo que va de invierno cuando hoy me harté de ellos... ¿Habrán llegado huyendo de la situación que ha habido estos días en el norte? Es un invernante habitual aquí pero este año estaban desaparecidos.

Y mi veleta particular para mostraros el viento reinante, el moño de la avefría de la zona de la Parva.

Una agachadiza común en un lavajo.

Aprovecho para comunicar un par de observaciones de interés, ya del día 09 en la comarca de Toro. A primera hora del día, había dos ánsares comunes sedimentados en la laguna de Villaguer que habrían utilizado el lugar para pasar la noche ya que, a última hora de la misma, ya no estaban.
Volviendo de allí me encontré un ejemplar de pato criollo Cairina moschata recién atropellado. Con un plumaje típico y en buen estado, es probable que venga de fuera de esta zona. No conozco ningún sitio por aquí con esta especie de pato exótico, salvo un pequeño grupo que han soltado en el arroyo Talanda, en Venialbo. No se si podría venir de allí...

martes, 3 de febrero de 2015

Citas más interesantes en Zamora. Enero 2015.

RESUMEN
Hemos estrenado el 2015 por todo lo alto, con grandes observaciones de aves para nuestra provincia zamorana. Como es costumbre en estas fechas, casi todas centradas en la R.N. Lagunas de Villafáfila.
Nada menos que una 2ª cita para la provincia, bisbita de Richard Anthus richardi, una 4ª con un aguilucho papialbo Circus  macrourus y una 8ª con barnacla carinegra Branta bernicla bernicla.
Sin duda la cita del mes son esos dos bisbitas de Richard que se localizaron en praderías de Villafáfila el día 25 y que se pudo comprobar, el día 31, que eran 2 los ejemplares que estaban invernando en el lugar. Este paseriforme es muy raro en el interior, estando restringido a las zonas costeras de la península, sobre todo, a las del norte (principalmente Galicia, Asturias y Cantabria) donde, además, no es para nada abundante, más bien, todo lo contrario.
El día 13 se registró un aguilucho papialbo macho, en una observación fugaz, entre La Tabla y Villarrín de Campos. En días sucesivos se avivó la búsqueda del ejemplar para intentar dar con él, sin éxito. Recordemos que esta rapaz es rareza a nivel nacional y que esta sería la cuarta vez que se observa en la provincia.
Pero el mes ya empezó fuerte con el descubrimiento de 4 barnaclas carinegras, también en Villafáfila, y que rápidamente se quedaron en 3 ejs., desconociendo el paradero de la cuarta. Sin duda este era un invierno con muchas posibilidades de que registrásemos esta especie aquí, debido al tremendo influx de la especie en toda la Península Ibérica (también en Portugal). A día de hoy, ya hay más de 400 ejs. en la bahía de Santoña (Cantabria), por ejemplo. Casi no hay ensenada, ría o estuario en el norte peninsular que no tenga, o haya tenido, o hayan pasado, barnaclas carinegras este invierno. Este pato, eminentemente ligado al mar, ha visitado el interior de nuestro país pero, curiosamente, apenas se ha citado (quizá no haya ninguna) fuera de Castilla y León donde, además de en Zamora, hay 4 ejs. en Salamanca (azud de Riolobos) y 1 ej. en León (embalse de Campañana, Carucedo).
Me gustaría destacar dos observaciones más de este primer mes del 2015. La primera es de una especie que no saldría en este resumen ya que no es, para nada, rara en Zamora, el somormujo lavanco Podiceps cristatus. Pero es que una concentración de 623 ejemplares es más que noticiable...
También hemos tenido una nueva cita de águila perdicera Aquila fasciata en Tierra de Campos. No es del todo raro pero sí que tenemos muy pocos registros de esta especie que, como reproductora, cae en picado en todo el noroeste español, incluyendo nuestra región, y que en la provincia de Zamora está restringida a los cañones y arribas del Duero.
A diferencia de los dos últimos inviernos, este está siendo muy flojo en cuanto a citas de ánsar careto Anser albifrons, con solo 3 ejs. (2 ads. y 1 1ºw.) invernando en la Reserva. Muy lejos de los veintimuchos de inviernos anteriores. Pero esta tónica ha sido general en los lugares típicos de invernada.
Y como buen invierno flojo e inusual, se han vuelto a registrar varias especies estivales, destacando la observación de avión común Delichon urbicum ya que, las otras 4 especies, cada vez suman más registros en la época invernal con el paso de los años.

ÍNDICE DE ESPECIES Y OBSERVACIONES
Ánsar careto: 1 ej. adulto en Revellinos, R.N. Lagunas de Villafáfila, el día 14 (Personal R.N. Lagunas de Villafáfila), visto en la zona de El Roal, Villafáfila, el día 17 (Manuel Rodríguez, Alfonso Rodrigo, José Barrueso y Ernesto Hernández), el día 23 (J.M. San Román), el día 24 (Cristian Osorio, Graciela Fernández, Manuel Carregal et al.), 2 ejs. (ad+1ºw), el día 20 (José Barrueso).
Foto: José Barrueso

Barnacla carinegra: 4 ejs. en la Salina Grande, Villafáfila, R.N. Lagunas de Villafáfila, el día 03 (Cristian Osorio, Manuel Rodríguez y Blanca Arenaz), que siguen el día 04 (Cristian Osorio et al.) y de las que solo se ven 3 ejs. el día 11 (Cristian Osorio, José Barrueso, J.M. San Román y Juan Morán), el día 14 (Personal de la R.N. Lagunas de Villafáfila), el día 17 (Manuel Rodríguez, Alfonso Rodrigo, José Barrueso y Ernesto Hernández), el día 22 (Alfonso Rodrigo y J.M. San Román), el día 23 (J.M. San Román y J.J. Orduña), el día 24 (J.A. García, José Barrueso y Fernando García).
Foto: J.Alberto Fdez. Ugarte

Codorniz común: 1 ej. cazado en Villafáfila, R.N. Lagunas de Villafáfila, el día 04 (comunicado por Cristian Osorio).
Somormujo lavanco: concentración de 623 ejs. en el embalse de Ricobayo, a la altura de Montamarta, el día 14 (J.Alfredo Hernández y Emmanuel D'Hoore).
Garceta grande:
Esla:
1 ej. en San Cebrián de Castro, el día 04 (Marian Pomeda y Tomás Sanz); 2 ejs. en el azud de Santa Eulalia de Tábara, el día 14 (J.Alfredo Hernández y Emmanuel D'Hoore) y 1 ej. junto al puente Quintos, Granja de Moreruela, el día 17 (Cristian Osorio); 2 ejs. en el río Órbigo, a la altura de Pobladura del Valle, el día 16 (Cristian Osorio).
Duero:
1 ej. en Toro, el día 11 (Manuel Rodríguez); 1 ej. en la laguna de Villaguer, Toro, el día 15 (Alfonso Rodrigo).
Milano negro: 1 ej. en Villafáfila, R.N. Lagunas de Villafáfila, el día 11 (Cristian Osorio).
Aguilucho papialbo: 1 posible ej. macho adulto entre La Tabla y Villarrín de Campos, R.N. Lagunas de Villafáfila, el día 13 (Fernando Pereiras y Belén Lorenzo).
Águila perdicera: 1 ej. en Otero de Sariegos, Villafáfila, R.N. Lagunas de Villafáfila, el día 21 (Mariano Rodríguez) y junto a la laguna de Las Salinas, Villarrín de Campos, el día 22 (Alfonso Rodrigo).
Foto: Alfonso Rodrigo

Torcecuello euroasiático: 1 ej. en los Tres Árboles, Zamora, el día 10 (J.C. Milán).
Abubilla: 1 ej. en Carbellino de Sayago, el día 11 (Emmanuel D'Hoore) y 3 ejs. el día 18 (Emmanuel D'Hoore).
Avión común: 1 ej. en la calle Pedro Alvarado, Zamora, el día 06 (Alfonso Rodrigo); 1 ej. moribundo en la zona de Vista Alegre, Zamora, el día 07 (Manuel Rodríguez).
Bisbita de Richard: 1 ej. en praderías de Villafáfila, el día 25 (Cristian Osorio, Manuel Carregal, Graciela Fernández, Sandra Villarquide y Luis Fernández), 2 ejs. en el mismo sitio, el día 31 (Cristian Osorio).
Foto: Cristian Osorio

FUENTES
Foro NaturZamora
BirdsCYL (Whatsapp)
El Picanzo (Whatsapp)
Facebook

viernes, 30 de enero de 2015

28/01/2015. Pinzones reales

Este invierno, al igual que el anterior, los pinzones reales están caros de ver. ¿O no? O quizá sea que veníamos de uno especialmente bueno, el 2012-2013, y tanto el anterior (2013-2014) como este (2014-2015), nos saben a poco aunque los números sean los normales.
En la provincia de Zamora, si quieres ver un pinzón real en un invierno normal, hay que buscarlo a conciencia. Hace dos inviernos mirabas en cualquier bando mixto de fringílidos (pinzones vulgares, pardillos comunes, verdecillos, verderones comunes y jilgueros) y tenías pinzón real seguro. Es más, recuerdo ver grupos pequeños de 40-50 pájaros y ser, hasta en un 80%, pinzones reales. Y daba igual el lugar. Daba igual que fuera en las riberas de los ríos, en los barbechos, en los rastrojos de girasol, en los encinares, en las huertas... si había fringílidos, aquel invierno veías pinzones reales con seguridad.
Está claro que es una especie que depende mucho de las condiciones meteorológicas en centroeuropa durante los meses fríos, así como de la disponibilidad de alimento allí para decidir si baja más al sur o no. Todos los años llegan a nuestro país pero, según sean esas condiciones, lo hacen de manera residual o de manera irruptiva.
Este año hay que repasar bien los bandos para dar con alguno. En lo que va de invierno solo lo he conseguido ver dos veces, el pasado mes de diciembre y hace dos días. En esta última ocasión fueron un mínimo de 2 ejs. los que conseguí sacar en un grupo de unas 300 aves, compuesto en su mayoría por pinzón vulgar, antes de que el bando levantara del todo y cambiara de lugar, fuera de mi campo visual.
Por lo tanto y resumiendo, este año los pinzones reales son noticia por aquí y, como tal, les dedico esta entrada.
De los dos del día 28 me dio tiempo a fotografiar a uno de ellos, a pesar de la oscuridad de la niebla y de la distancia. Solo me dejó dos disparos pero se ve bien con un retoque de Photoshop ya que en la toma original la foto era completamente oscura.
Están hechas en el paraje de Timulos, en Toro, junto al río Duero.


De esa tarde rescato pocas observaciones de interés. Unos gorriones morunos en Coreses, lugar típico en invierno, y un par de andarríos grandes en el mismo lugar, especie que no detecté durante el pequeño censo de acuáticas que hice hace unos días.
Este es uno de ellos.
Y así acaba enero. A ver que nos trae "febrerillo el loco".